Sígueme en Twitter

    22 abril 2008

    Revisando los temas de estranjis: migración

    Hay dos formas de entender la constitución de una sociedad: como una esencia que permanece en el tiempo o como un devenir que se construye a cada paso. Los nacionalismos pertenecen al primer modo, la multiculturalidad al segundo.

    Para De estranjis, las migraciones son la base de toda sociedad. El nomadismo no es una excepción en la historia de los pueblos ni tampoco en las pequeñas historias de las mujeres y los hombres: es la norma. Y lo será en el siglo XXI.

    En relación con esto, recuerdo que en 2005, poco después de los disturbios de París, participé en un seminario de un proyecto Comenius en el cual había bastantes profesoras y profesores franceses. Un profesor comentó algo así como que en Francia "ya nadie cree en el ascensor social".
    Que el ascensor social no funcione puede deberse a muchas razones: fallo en el motor, fallo en la polea, o que quien va dentro del ascensor no sabe usarlo o, simplemente, no quiere subir; puesto que estas dos últimas son más peregrinas, debemos pensar que los problemas deben estar en el motor, es decir, en la sociedad que pretende "hacer subir" a personas en situación desfavorecida o en el mecanismo de subida, que es la educación. La sociedad puede ser un problema si no genera estructuras para la integración - porque integrarse es un esfuerzo de dos pero quien tiene el poder la favorece o la entorpece a través de múltiples vías - y para el bienestar. La educación puede ser el problema si no se toma en serio la obligación de proporcionar una educación de calidad a todos los estudiantes.

    Las preguntas que nos hacemos en De estranjis son: ¿Cuánto invertimos en enseñanza de la lengua de la escuela a los estudiantes que hablan otras lenguas en comparación con la enseñanza de las lenguas europeas de prestigio?¿Por qué seguimos hablando de "bilingüismo" y "centros/secciones bilingües" y no hablamos de plurilingüismo?¿Por qué aceptamos con facilidad enseñar matemáticas en inglés y nos asustamos de usar un texto sobre el átomo en rumano?¿Por qué por todo el país brotan los ayudantes lingüísticos de lenguas europeas de prestigio y escasean los mediadores interculturales o los intérpretes? Y, por supuesto, no quiere esto decir que haya que limitar la enseñanza de las lenguas europeas de prestigio - bueno, del inglés, que es a lo que básicamente nos dedicamos - sino que hay otras realidades lingüísticas y culturales que tenemos que contemplar.

    En definitiva, ¿qué tipo de sociedad queremos construir? Y tú, ¿en qué sociedad quieres vivir?

    1 comentarios:

    Un Espacio Para Interactuar dijo...

    Al responsable del blog:
    Queremos invitarlo a participar de un nuevo proyecto de interacción y exposición escrita que estamos organizando.
    Sin querer revelar más datos dejamos nuestra dirección para que, si es de su interés,nos envíe una dirección privada donde poder explicarle mejor.
    Saludos.
    Atte.
    Nos gustaría contar con usted para la columna filosofica o cultural
    unespacio.pi@gmail.com